Lunes - Viernes: 08:00 - 18:00
rosario@asecoint.com.pe
452-8744 / 998-152-657

Actualidad

Cuatro de cada cinco PYMES son informales: ¿Es suficiente reducir el IGV?

//
Posted By
/
Comment0

Las medidas para reducir el IGV no cumplirán su cometido, sino se eliminan otras barreras burocráticas. Propuestas de PPK y Fuerza Popular no alcanza para las PYME.

En el Perú, 5.3 millones de pequeñas y medianas empresas (PYMEs) – que representa el 94% del total de empresas – padecen la informalidad. Pese a que estas generan el 21.6% del PBI, cuatro de cinco de estas empresas (83.1%) son informales.

Para reducir esa cifra, las medidas planteadas para reducir el IGV del gobierno de PPK y la bancada de Fuerza Popular serán insuficientes sino son acompañadas de medidas para la eliminación de otras barreras burocráticas, indicó la gerente general de la Sociedad de Comercio Exterior (COMEXPERÚ) Jessica Luna en la conferencia de presentación de la IX Cumbre PYME del APEC.

Informalidad

La alta informalidad afecta al Estado, pues no percibe los impuestos que su actividad económica genera, y revierte hacia las pequeñas empresas sin posibilidades de financiamiento en el sistema bancario. Esto implica que estas no pueden incorporarse a cadenas productivas de empresas formales, indicó Luna.

Esto preocupa más cuando vemos que este sector emplea a 7.7 millones de trabajadores (45% de la PEA, casi la mitad). Los empresarios y sus trabajadores no perciben los beneficios sociales, por lo que no gozan de seguro de salud, de pensión, entre otros.

Jaime Dupuy, Gerente de Estudios Económicos y Consultoría Empresaria de COMEXPERÚ, explica que existe un “valle de la muerte” en las PYME. Según el tipo de empresa (definido por nivel de ventas), el pico llega con el 93.9% que son microempresas, le sigue un régimen plano de medianas empresas (5.9%) y las pequeñas (0.2%).

“La gran empresa genera los reales motores, pero no solo es darle incentivos. La finalidad tiene que ser que esta micro y pequeña empresa se convierta en mediana empresa, que es la que va a contratar a las pequeñas empresas”, afirma Dupuy.

En ese sentido, las grandes y medianas empresas tienen el rol de incentivar la formalización de sus empresas colaboradoras. “Si todas las empresas grandes y medianas ayudan a las pequeñas a formalizarse, a que su personal esté en planilla y que cumplan con el pago de sus impuestos, se podrá reducir la informalidad”, agregó Luna.

MEDIDA SOLA: IGV

Para Luna, tanto los proyectos de Fuerza Popular que planteó el pago diferido del IGV, como el partido PPK que ha planteado un régimen de 10% por diez años (“10×10”), son medidas que van en la línea correcta para facilitar el sistema tributario, pero no están completas.

“Una sola medida no va a lograr la formalización de este país. Reducir la carga tributaria es un mensaje importante, pero si no está acompañada de medidas para hacer un estado más eficiente, con menos regulación, poco se va a poder lograr. No es solo bajarle un punto porcentual. Esa medida aislada no va a hacer mucho, el paquete que ofrece el gobierno es más completo”, dijo.

“Al final puede que la reducción del IGV no vaya al precio final, sino que sea mayor la rentabilidad de las empresas por menos impuestos”, estima Jaime Dupuy. El “10×10” es una medida interesante, pero se deben medir impactos, refiere Luna, quien también advierte sobre los costos fiscales que reducirían los recursos en salud y educación.

DE FONDO: Eficiencias contra burocracia

Una solución sería el cambio de visión de la Sunat. “Tiene que ser una entidad tributaria facilitadora y no solo recaudadora, que controla y te castiga. Tiene que promover que el peruano tenga ese incentivo y que sea más fácil ser formal”, dijo Luna.

Para las PYME, los problemas son: el llenado de impuestos, hacerlo por medios digitales, desde tu celular, un formulario más simple, un impuesto sobre las ventas y no sobre la renta. “Si el estado y el sector privado no van juntos no vamos a poder vencer la informalidad de este país”, añadió.

“Que haya más competitividad de las PYME peruanas de herramientas innovadoras y un trabajo conjunto, estado y sector privado. Trabajar juntos para promover la formalización”, agregó.

Cumplir ello, las acercaría a la internacionalización, ya que el 2015 el número de PYME exportadoras se redujo 15% anual hasta 3,287 negocios. Los agronegocios ocuparon el 37% del sector (1,212), seguido por los de manufacturas (957), vestimenta y decoración (777), Pesca y acuicultura (277) y servicios (75).

Entre enero y julio 2016, China siguió siendo el destino más grande de las exportaciones peruanas con 23% del total. Le siguen Estados Unidos (16%), Suiza (8%), Canadá (5%), Corea del Sur (4%), Brasil (4%), Japón (3%) y otros (37%).

El sector minero sigue siendo el de mayores envíos con 59%, seguido por el agropecuario (12%), petróleo y derivados (6%), químico (4%), pesquero tradicional (4%), Textil (4%), y agrícola (1%), otros (10%).

“Desde el 2008, esta cumbre busca brindar herramientas al emprendedor peruano que le permita ser más eficiente, que le permita generar más competitividad y al final del día llevarse más plata al bolsillo, que eso le va a permitir seguir innovando y creciendo”, finalizó la gerente general de COMEXPERÚ.

 

Fuente: Diario Gestion

Leave a Reply

WhatsApp CONSULTE POR NUESTRO SERVICIO